CURRENT LOCALE es-es

1
Cesta
2
Tus datos
3
Confirmación
4,7/5 a partir de 7.000 reseñas
  • ENVÍO TRAMITADO EL MISMO DÍA SI COMPRAS ANTES DE LAS 21:30
  • PLAZO DE DEVOLUCIÓN DE 30 DÍAS
  • PAGO SEGURO
  • ENVÍO GRATIS A PARTIR DE LOS 150 €
Malla antihierbas Wovar 07 mar

Todo lo que necesitas saber sobre la malla antihierbas

Volver a la entrada principal del blog

En esta nueva entrada de nuestro blog intentaremos poner a tu disposición la información básica que se debe manejar antes de adquirir o colocar una malla antihierbas. Para empezar: ¿qué es una malla antihierba? ¿Cuándo y por qué se utiliza este tipo de tejido? Una malla antihierbas es un artículo muy útil para cualquier persona que se dedique al mundo de la horticultura, ya sea como aficionado o como profesional. Se trata de una especie de tejido que, como su propio nombre indica, sirve para evitar el crecimiento de las malas hierbas y favorecer el crecimiento de tus plantas y cultivos. Suele utilizarse bajo una capa de grava para prevenir de manera todavía más eficaz que las malas hierbas crezcan a través de la cubierta vegetal. También se utiliza con frecuencia a la hora de delimitar una zona determinada. Así, por poner algunos ejemplos, una malla antihierbas es un aliado ideal para la construcción de una tarima de exterior, un camino de grava o un pavimento de adoquines.

Malla antihierbas para suelo agrícola y como base de construcción

Una malla antihierbas puede colocarse tanto en una jardinera como en otros tipos de superficies. Utilizar una malla antihierbas tiene muchas ventajas. En primer lugar, se impide de manera efectiva que las malas hierbas tengan la oportunidad de crecer. Esto se debe a que la tela actúa como barrera y las raíces de estas hierbas no son capaces de crecer a través de ella. Así se consigue ahorrar mucho tiempo y esfuerzo, ya que eliminar las malas hierbas manualmente puede llegar a ser un trabajo enormemente tedioso y que requiere muchas horas. Además, el uso de este tejido garantiza que tu jardinera, tu huerto o todo tu jardín ofrezca un aspecto limpio y ordenado en todo momento.

Al usar una malla antihierbas, la tierra se mantiene mejor en su sitio, evitando que se vea arrastrada a consecuencia de las lluvias, los vientos fuertes o al regar las plantas. Además, este tejido previene que el fondo de tu jardinera se obstruya con tierra y raíces, lo que facilita la limpieza y el trasplante de las flores y de otras plantas.

Asimismo, la malla antihierbas también ayuda a retener la humedad en el suelo y a regular el drenaje del agua: puede actuar como una especie de filtro, permitiendo que el exceso de agua drene mientras mantiene la tierra en su sitio.

La colocación de una malla antihierbas en una jardinera

A continuación señalaremos los pasos necesarios para colocar correctamente una malla antihierbas en una jardinera.


1. En primer lugar, determina las dimensiones de la malla que vayas a necesitar. Mide el interior de la maceta y asegúrate de que la tela sea ligeramente mayor la misma para que pueda cubrir sin problemas todo el fondo y las paredes de la maceta.

2. Vacía la jardinera y retira todos los restos de plantas viejas y las piedras u otros elementos del fondo de la jardinera.

3. Coloca la lona en el fondo de la jardinera y dobla los bordes hacia arriba para que la malla cubra las paredes de la jardinera. A continuación, fija la malla a la jardinera utilizando una grapadora.

4. Corta el exceso de tela si es necesario, pero asegúrate de que tu malla siga cubriendo todo el fondo de la jardinera y suba por encima de las paredes.

5. Haz agujeros en la lona en los lugares donde quieras colocar tus plantas asegurándote de que los agujeros sean lo suficientemente grandes para que pasen las raíces de las plantas.

6. Coloca las plantas en los agujeros y rellena la maceta con tierra. Procura que la tierra quede bien asentada para que las plantas dispongan de suficiente estabilidad.

7. Corta los trozos sobrantes de tejido que sobresalgan de la tierra y cubre el fondo de la maceta con una capa de grava para mantener la malla en su sitio en todo momento.

Ten en cuenta que, si necesitas fijar tu malla en el suelo en lugar de en una maceta, siempre será conveniente asegurarla con las correspondientes piquetas.

En resumen, utilizar una malla antihierbas en una jardinera o sobre una superficie de tierra es muy útil. Si este texto ha despertado tu interés por utilizar este práctico accesorio: ¡bienvenido a Wovar! En nuestra tienda online ofrecemos una amplia gama de malla antihierbas, comercializada tanto por metro como por rollos completos de 50 y 100 metros; siempre de la más alta calidad y a precios asequibles.

Productos relacionados con esta entrada de nuestro blog